domingo, 14 de julio de 2013

Como hallar el amor sin buscarlo?
O quizá sentirlo en las cuatro paredes de mi ser?
Cómo sentir su calidez sin encender la llama?
Como habitarlo sin mudar nada de mi?
Cómo entenderlo sin haberlo vivido?
O poder describirlo sin antes verlo?
El amor tiene color, aroma en el ambiente
De dos corazones que aún sin tocarlo
Saben que éste existe y es tan real
Como la misma expresión física de un beso silencioso
en la antesala a expresiones totales de su efervescencia.
El amor no se fabrica, simplemente se expresa
Como el mismo hablar o la contínua respiración
Y dependiendo del lugar se respira menos o más.
El amor no es un verso o una canción,
Mucho menos una aparente y vana elevación
De su esencia al lecho o cosa semejante.
El amor llega sin avisar porque no es una fórmula,
Mas bien es parecido a un pasajero que aborda
El tren de la existencia y viaja a un rumbo exacto.
Asi es el amor, tan obvio pero misterioso
Sabio pero loco a la vez,
Fuego y agua en un mismo recipiente llamado corazón.
El amor es capaz de apaciguar a la más indomable fiera o encender la furia volcánica en un pequeño espacio de carne y sangre.
El amor es y siempre será, no lo busques, él te hallará primero.