martes, 16 de julio de 2013

Caricias de amor



Envuelto en tu aroma sabor canela,
en el fuego abrasante de tus brazos
extendidos como llamas en mi pecho
provocando gemidos incandescentes
imposibles de apagar;

Solo me queda abandonarme
a la suerte de tus sábanas
al deseo que gotea de tus dedos
como miel pegajosa y dulce
que me envenena, me seduce
y me hace adicto a tus placeres;

Así quiero estar todo el día
atado a la cama
amordazado por tus besos
indulgente ante tus perversiones
que en mi piel se convierten
en caricias fulminantes de amor.